Las mujeres Mi’kmaw se oponen a la amenaza de un proyecto gasista

(English)

Los grandes proyectos extractivos y de infranestructuras en zonas remotas siempre suponen un riesgo para las poblaciones locales, y más si son indígenas, por las actitudes peyorativas hacia ellas. Y más para las mujeres. Pese a ello, todos estos proyectos se justifican por la cantidad de puestos de trabajo que crean (siempre inflados). Pero estos siempre son para hombres, y mayoritariamente para aquellos venidos de fuera. Estos hombres se establecen en estas zonas remotas por periodos largos y sin familias. Por ello, los proyectos extractivos y de grandes infraestructuras conlleva el incremento de impactos a las mujeres, desde conductas marginizadoras por la introducción en las comunidades de nuevos patrones, por la contratación sólo de hombres, a prostitución, acoso y violaciones, violencia doméstica… o como es el caso, incluso desaparición y muerte. Los campamentos de obreros asociados a estos proyectos generan grandes niveles de violencia, delitos relacionados con las drogas y el alcohol, y violencia de bandas. Y eso es así tanto en la Amazonía ecuatoriona, o en la peruana, colombiana, o en Isla Tortuga, en EEUU o Canadá.

Un nuevo proyecto de gas se ha propuesto en Goldboro, en un fiordo de Nova Scotia, al este de Canadá. El proyecto de Pieridae Energy Ltd. Tiene un presupuesto de 13.000 millones de dólares. Requeriría para su construcción 5.000 personas. Hombres. Se situaría tan solo a 50 kilómetros del pueblo originario Paqtnkek, que en su idioma significa “en la bahía” y pertenece al pueblo Mi’kmaq (o Mi’kmaw). El pueblo Mi’kmaq es un pueblo con el que pescadores vascos tuvieron una larga relación de amistad antes de la colonización por las potenciasimperialistas de lo que ahora es Canadá. De esa relación resultó una lengua híbrida de las dos (e Inuit), o pidgin vasco-algonquino, del que se conservan muchos vocablos y frases. Adesquidex. Aniak.

A la amenaza ambiental del nuevo proyecto, se une la que afectaría a las comunidades Mi’kmaq, y sobre todo a sus mujeres. Esta amenaza es latente debido el alto índice de mujeres indígenas desaparecidas y asesinadas en Canadá y EEUU. Esta realidad quedó plasmada hace 2 años en un informe fruto de la investigación nacional sobre Mujeres y Niñas Indígenas Desaparecidas y Asesinadas (MMIWG, por sus diglas en inglés). Se estima que han sido 4.000 mujeres índigenas las desaparecidas o asesinadas en 30 años, lo que se puede entender como una “epidemia” y por su carácter étnico como parte de un genocidio histórico. Este informe recaba testimonio de 2.380 familiares de esas desaparecidas. Este informe también establecía un vínculo entre los campamentos temporales de trabajadores de la industria de extracción de recursos y la violencia contra las mujeres indígenas. Una de sus recomendaciones fue que dicha industria tuviera en cuenta la seguridad de las mujeres indígenas en la planificación de los proyectos y mitigara los riesgos.

Por todo ello la comunidad mi’kmaw, pese a los millones que se podría embolsar con los contratos, se opone al proyecto. En cabeza se sitúa su jefa Annie Bernard-Daisley (pueblo We’koqma’q). De 231 investigaciones sobre Mujeres y Niñas Indígenas Desaparecidas y Asesinadas, cinco estaban dirigidas a las industrias de extracción de recursos. Los traficantes de trata de personautilizan los corredores que los nuevos proyectos crean entre las comunicades con el resto de la sociedad para extraer mujeres. Bernard-Daisley opina que no se plantean modificaciones en la forma en que se imponen los campos de trabajo. Mientras, como es habitual en estos casos, la compañía responsible del proyecto, Pieridae Energy, dice haberlo tenido en cuenta.

En una entrevista por Nic Meloney, la ex empleada de la investigación del MMIWG y miembro de una familia afectada por el problema Denise Pictou Maloney expresó que la industria del petróleo y el gas tiene que cambiar su enfoque: “Se habla mucho de la seguridad y las protecciones para el personal [en los campos de trabajo], pero la responsabilidad social no existe”. Prosigue “creo que no hay que cuantificar diciendo que se van a perder tantas vidas y entonces es una crisis. Una sola mujer afectada por esto es demasiado”.

Protesta por mujeres indígenas asesinadas y desaparecidas frente al parlamento canadiense de Ottawa.

El pueblo y las mujeres mi’kmaw son conocedores de los riesgos que entraña este tipo de proyectos. La organización de mujeres inuit Pauktuutit también publicó un informe en 2016 con similares impactos sociales producidos por trabajadores de una mina de oro cerca de Qamani’tuaq (Baker Lake) y otro el pasado año 2020 (“Garantizar la seguridad y el bienestar de las mujeres inuit en la industria de extracción de recursos: una revisión de la literatura”, disponible en PDF). En un cuestionario a las mujeres locales, el 49% denunciaba acoso sexual en la mina, 28% aumento del acoso en la comunidad, 46% un aumento de las infecciones de transmisión sexual y 14% más prostitución en la comunidad.1

En el plano ambiental, cho grupos ecologistas canadienses también han exigido al ministerio de Medio Ambiente y Cambio Climático, que garanticen que este proyecto se someta a una evaluación de impacto federal completa y actualizada. Porque la evaluación ambiental de este proyecto data de 2014. Se estima que este proyecto aumentará el nivel de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) de Nueva Escocia en un 18% y contribuiría a superear las emisiones regionales en un tercio su límite para 2030. Ello supondría un obstáculo serio tanto para el Gobierno de Nueva Escocia como para el nacional canadiense para cumplir sus compromisos con respecto al cambio climático.

Sisters in Spirit se fundó en 2005 para investigar y documentar la violencia contra las mujeres indígenas en Canadá. El artista indígena de origen meltis Jaime Black creó el Proyecto REDress (revestir, de rojo) denunciando las muertes y desapariciones de mujeres indígenas. Desde entonces vestidos rojos se utilizan como símbolo de denuncia de este crimen social.

1 Safety concerns for Indigenous women in resource development: MMIWG inquiry https://www.cbc.ca/news/politics/resource-development-mmiwg-1.5164568

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: