Impactos contra lagos y lagunas (turismo, extractivismo y otros)

por A Planeta

Lagos y lagunas, así como mares interiores, son espacios de gran valor ambiental, fundamentales por su biodiversidad, por contener agua, líquido de vida, por la vida que surge en sus orillas y en su interior. Codiciados por tanto por su belleza y por sus aguas mansas que emanan paz. Pero a la vez son ecosistemas muy vulnerables, pues su agua contenida hace más difícil la salida de contaminación.

Mientras, como los ríos, también están sujetas a las voluntades del clima, y lo notan cuando es extremo y provoca sequías o lluvias torrenciales, pues su límite terrestre se modifica y con él esos hábitats. Por tanto, la emergencia climática les afecta considerablemente.

Varios conflictos tienen lugar hoy en día en el mundo en estos espacios y hábitats únicos.

Mar Menor (Murcia)

Uno de los casos ambientales más paradigmáticos de lo insostenible y de los impactos que conlleva este modelo turístico masivo es el del Mar Menor en Murcia. Todos recordamos en nuestra infancia aquellos premios gordos que en el 1, 2, 3 era “un apartamenteo en la manga del Mar Menor”. Así conocimos muchas ese destino, y que dicha “manga” se trataba de un lugar de interés turístico. Obviamente, no era el único apartamento que se había construido sino que eran miles. El Mar Menor ha sido cloaca de ese turismo y de las agricultura hasta colapsarlo ambientalmente. Paradigmático de este modelo de turismo y del capitalismo, que es capaz de desturir y estropear algo cuando lo que busca es alicientes para incrementar beneficios. Pero en este modelo cada uno se preocupa de su beneficio, sin pensar en consecuencias, y cuando surge el problema, sin buscar sus orígenes.

La campaña para exigir una ILP o Iniciativa de Legislación Popular busca dotar (en este caso) al Mar Menor de personalidad jurídica para convertirse así en una Ley. Esta campaña entregó con este fin 639.826 firmas a finales de octubre, de las cuales 15.000 provenían de Hegoalde.

Encarcelandas defensoras del lago Boeung Tamoken y del Titikaka

El turismo afecta considerablemente lagos emblemáticos como el Titicaca en Bolivia y el lago Boeung Tamok en Camboya. Ambos amenazados por proyectos turísticos.

El relleno del lago Boeung Tamok

El humedal del lago Boeung Tamok está protegido desde 2016, pero eso no es obstáculo para que intenten construir en él para rentabilizar su belleza. Para ello, han rellenado parte del lago con el consecuente impacto y también han desplazado a los habitantes locales. Además existen vertidos y contaminación por lo que se movilizó la oposición en torno al grupo Mother Nature (Madre Naturaleza). Pero los intereses deben ser grandes, porque ya son 6 las activistas que han sido encarceladas, tres en mayo y tres en junio. Los primeros se enfrentan a penas de entre a 18 y 20 meses de prisión, pero los segundos hasta a 10 años, pues les acusan además de «conspirar para derrocar al gobierno e insultar al rey».

Relleno del lago Boeung Tamok (Camboya)

El lago Boeung Tamok se encuentra cercano a la capital camboyana Phnom Penh. El relleno del lago se corresponde con intereses inmobiliarios y militares (para construir un nuevo cuartel). Según el medio local ThmeyThmey (Cambodianess) se han rellenado completamente 16 de los 26 lagos cercanos a Phnom Penh desde 1990, lo que representa aproximadamente el 60% de la superficie total de los lagos. Mientras, otros 10 lagos se han rellenado parcialmente.

Acoso en la isla del Sol: el caso de Roger Choque Mendoza

En el lago Titikaka de Bolivia, las islas del Sol y la Luna han adquirido también gran interés turístico. A ello se suma la cultura tan especial que se ha desarrollado en ellas, dependiente del lago y del agua, a gran altura, desde siglos, la que se considera última nación Aymara, la Lupaka, unida al uso de la totora (juncos) para hacer canoas, y a su rica historia que se refleja en la arqueología del templo del Sol. El turismo generó conflictó entre sus comunidades, sobre todo por los que quisieron ver en ello una fuente de ingresos y los que quisieron preservar su cultura y su territorio, ante dicha invasión turística.

No es coincidencia, que en torno a una de las figuras que se resistió a más desarrollo turístico, el líder Roger Choque Mendoza, se urdiera un plan para quitarlo de medio y ponerlo en prisión desde hace tres años. Ese montaje es del mayor nivel, ya que se le acusa nada más y nada menos que de la muerte de una turista coreana, Young Hee Cho, pero sin que haya pruebas y concluyendo el dictamen pericial forense que el perfil genético del criminal no es el de Roger. Por ello, la campaña que exige la libertad de Choque Mendoza exige justicia también para Hee Cho. (Leer el reciente mensaje de Roger desde prisión).

Recuerda los casos de otras lagunas más chicas, en los Andes. Como las de Cajamarca en Perú, amenazadas por un proyecto minero, el Conga de la minera Yanacocha. Cuatro lagunas de un sistema interconectado que incluye veinte y seiscientos manantiales, estaba amenazado a desaparecer, al igual que los cerros en las que se sitúaban. La tenacidad de una de las habitantes más próximas, Máxima Acuña, y de una gran campaña consiguió detener el proyecto en 2016. Son depósitos de agua para el ecosistema (no solo el lacustre) y para las personas que allá habitan. Para ellas también, esa laguna, por su importancia para la vida, tiene un significado espiritual especial, siendo consideradas un ser vivo más (lo que confirma que le correspondería por tanto personalidad jurídica). Como la laguna de Santurbán en Colombia, también en los Andes, a 4000 mts de altitud. También amenazada por el proyecto minero Angostura, y también paralizado en 2019.

Estado de sitio en el lago Izabal

El lago Izabal es otro ecosistema extraordinario y fundamental para muchos otros ecosistemas. También un destino de turismo por sus playas de arena blanca y negra y por esa exhuberencia natural. Obviamente el turismo tiene un impacto en el lago y sus orillas, pero ahora el mayor impacto lo produce también la minería de bauxita y su tratamiento. Esta actividad precisa mucha agua y muy caliente, y es vertida al lago, contaminándolo. Ello afecta al hábitat, y por consiguiente a sus habitantes, Maya Q’eqchi, sobre todo porque muchos viven de la pesca. Por ello el conflicto se ha recrudecido. Desde hace un mes las comunidades bloquean el acceso a la mina porque desde que la Corte de Constitucionalidad (CC) ordenara en 2019 la suspensión de las operaciones mineras, ésta nunca se ha implementado. Desde el 24 de octubre la región se encuentra en estado de sitio declarado por el gobierno. Ello también ha afectado al turismo….

Militarización en el lago Izabal (Guatemala) (Prensa Comunitaria)

La apropiación de Lago Escondido por Joe Lewis

Hace unos días la prestigiosas socióloga e investigadora Maristella Svampa y el abogado ambientalista Enrique Viale denunciaban la situación del Lago Escondido en la Patagonia argentina, en El Bolsón, y la criminalización y acoso continuo del pueblo mapuche. Denunciaban la apropiación de este lago por el magnate británico Joe Lewis, y que pese a los fallos de la Suprema Corte de Justicia de Río Negro, no da su brazo a torcer. Este agosto la empresa Laderas de Perito Moreno SA, vinculada a Lewis, consiguió un contrato para desarrollar en Pampa de Ludden (El Bolsón) un megaproyecto inmobiliario. La decisión incumplía una orden judicial que impide la construcción en la zona, así como protección por ley del bosque nativo.

Lago Escondido – la Naturaleza no nos pertenece. Mucho menos a Joe Lewis!

La campaña mediática y criminalización del movimiento mapuche coincide pues con el movimiento social contra estas cacicadas y estos deseos de destruir el ecosistema e imponer nuevos proyectos. También coincide con la cercana implementación de la ley 26.160 de Emergencia Territorial a la que le falta su confirmación en la Cámara baja. Un avez aprobada, suspendería desalojos de las comunidades de pueblos originarios, y con ello se impedirían muchos de esos megaproyectos.

Lago Escondido es una reivindicación histórica, pues el magnate Joe Lewis lo tiene cercado excluyendo su acceso público desde hace más de 20 años. En sus orillas posee una mansión. Es un estado, el de Joe lewis, dentro de otro, pero para ello contó la ayuda imprescindible del gobierno de Macri así como de los cuerpos de (su) seguridad.

Marcha por la Soberanía al lago Escondido

Como parte de la recuperación de este hábitat se celebran todos los años una Marcha por la Soberanía al lago Escondido. En alguna ha habido tensión y agresiones que han provocado la caída al lago de activistas.

Lago Maracaibo: sopa de espaguetis con crudo hirviendo

El 1 de noviembre el Observatorio de Ecología Política de Venezuela (OEP), informaba de un nuevo derrame que añadir a los más de 20 ya ocurridos este año en el lago Maracaibo. Este derrame afectaba con petróleo a más de 15 kilómetros de la costa del Lago de Maracaibo, con un ancho de entre 20 y 30 m, y un grosor de unos 70 cm. Pero además, el petróleo derramado se ha solidificado como se puede percibir en el vídeo. Los derames de petróleo se caracterizan además por sus altas temperaturas (casi hirviendo) que acaba con cualqier forma de vida. Eso a su vez emana gases que son tóxicos. Denunciaban que estos constantes derrames petroleros han ocasionado “la desaparición de diversas especies y la pérdida de al menos 1800 empleos”.

El activista de OEP, Emiliano Teran Mantovani, definía al lago Maracaibo como el “retrato emblemático de la crisis a la que llegamos en Venezuela, de la decadencia de un sistema social, político y económico”. Porque pese a su riqueza, a su petróleo, Venezuela vive una profunda crisis, en la que su lago, el mayor de América Latina, se convierte en ilustrativo pue es una auténtica cloaca petrolera.

Es lo que se conoce por “maldición de los recursos”, cuando un país cuenta con recursos pero estos suponen consecuencias no deseadas por motivo de la codicia externa, o de una élite, y por la mala gestión, corrupción y negligencia, como puede ser la injerencia externa, el endeudamiento, o como en este caso, graves impactos ambientales y sociales.

Teran se refiere al lago Maracaibo como el “más grande espejo de agua” de Venezuela que “alimenta sus entramados vitales”, y que la ceguera capitalista, fosilista ha obviado, asesinándolo.¿Cómo podía tener futuro un proyecto así?” se pregunta aludiendo tanto al proyecto petrolero como al proyecto de país. Y concluye: “Esta sociedad no podrá tener una vida digna sin salvar la trama de vida que la sostiene”.

Porque además de ser el agua y el sistema hídrico la base de la vida, localmente, en Venezuela, el lago Maracaibo es ecosistémicamente de gran valor, por ser un lago, pero también por sus especificidades. En realidad se trata de un lago configurado por la desembocadura de ríos considerables (Catatumbo, Escalante, Limón, Apón y Santa Ana), y que se une con el mar en el Golfo de Venezuela a través del estrecho de Maracaibo. Esto hace que en sus aguas (mal)vivan especies como delfines (toninas) y manatíes, que además de la contaminación sufren la acción de la caza furtiva.

El lago Maracaibo ha sido escenario de la explotación petrolera, de su extracción y también de su transporte a través de oleoductos por 100 años. Debido a la cantidad de oleoductos que lo atraviesan, el lago maracaido es conocido como “la sopa de espaguetis”. Las tuberías petroleras tienen entre 40 y 60 años, por lo que ya excedieron su vida útil, según informa Mediosur. Prácticamente, desde el 2013 PDVSA no realiza ningún mantenimiento preventivo por lo que están derramando al lago tanto petróleo como subproductos como gasolina con plomo, gasoil y petróleo.

100 años de derrames en Maracaibo: en 1922 ocurrió el “reventón” del Zulia, que estuvo nueve días expulsando petróleo a más de 30 metros de altura, 17000 m3 diarios.

Según la propia PDVSA, la compañía de petróleos venezolana, en el 2013 ocurrieron 9.362 derrames en el lago, el 99,47 % del total del país, lo que equivale a la escalofriante cifra de más de 25 derrames de por lo menos un barril por día.

Ello conlleva la afección social, que se eleva a entre 1 y 3 millones de personas. Afecta a los empleos pues muchas familias se dedican a la pesca, pero también afecta al turismo. Y también afecta a la salud gravemente pues las comunidades se nutren y sacian con ese agua y su pesca. La pesca ha disminuido o incluso desaparecido, y la que hay sabe a gasolina porque está contaminada. El resultado son enfermedades cutáneas y otras que quizás no se exterioricen todavía pero lo hagan, porque los metales pesados de las gasolinas son acumulativos. Otra afección asociada a esta contaminación es la disminución de la dieta y como consecuencia el hambre. Pescadores de la zona informaban que ahora en sus familias solo alcanzaban a una comida por día.

Por ello Teran, se preguntaba cuáles serían los rostros de los actuales y pasados dirigentes del país al mirarse reflejados “en esos aceites, en esos plásticos flotantes, en esas aguas negras vertidas”. “Quizás el lago los ayude a reflexionar”, concluía.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: